“Espero continuar corriendo sin límite de edad.”

William MITCHELL

William MITCHELL, 73 años, es el británico más mayor en haber terminado el MARATHON DES SABLES - ha terminado hasta dos, en 2015 y en 2017. Y es probable que su buena racha no se pare en tan buen momento, puesto que se ha inscrito al primer MARATHON DES SABLES PERÚ que se celebrará del 26 de noviembre al 6 de diciembre de 2017. “Espero formar parte de los primeros en terminar el MDS MAROC y el MDS PERÚ el mismo año. Y si me encuentro bien después del MDS PERÚ, me inscribiré al MDS MAROC 2018.” Su objetivo: “¡10 MDS seguidos!”

 

Jefe de una empresa de alquiler de carpas, William vive en el pueblo de Turnditch. Hasta los 63 años, el deporte era un gran desconocido para él. Y un buen día se produjo una revelación: “Empecé a caminar un poco por la tarde para estar en forma en un circuito de 3 millas que constaba de bastantes cuestas y un poco de llano. Y después empecé a correr en llano, y al final decidí que podría intentar hacer todo corriendo. Así fue como empezó todo.”

 

Desde entonces, William acumula los kilómetros a un ritmo desenfrenado: corre su primer maratón dos años después (a los 65 años), ¡y desde entonces ha terminado 140! Su récord sobre la distancia reina: 3 h 54 mn 33 s, en Blackpool (Inglaterra). Con esta acumulación de maratones, William ha entrado incluso en el Guinness Book de los récords siendo el primer hombre en correr 100 maratones habiendo empezado tan tarde. “Estoy muy contento de ello, cuando empecé estas marchas nunca hubiese pensado llegar hasta este punto. Esto simplemente demuestra que nunca se es demasiado viejo.”

 

“Nunca demasiado viejo” es el lema de William, que no para de repetir que la edad no es un hándicap. “No empleo las palabras “demasiado viejo”, está prohibido. Las acciones son más poderosas que las palabras, entonces si quiere hacer algo, sea cual sea su edad, salga e inténtelo.” E intentarlo, ¡este espabilado británico sabe hacerlo! Con 71 años, se lanzó en su primer MARATHON DES SABLES, que terminó, como todos los demás competidores, con algunos problemas. “He tenido ampollas, ¡claro! Pero el equipo médico es sensacional. Y el MARATHON DES SABLES, es 90% mental. Muestra la manera de cómo reacciona ante la adversidad. Si se dice a sí mismo “Es demasiado duro”, no lo conseguirá. Mi filosofía, es “Si se da contra un muro de ladrillos, haga un rodeo o pase por encima, pero no se pare delante a llorar...”

 

¿Lo que más le gusta en el MARATHON DES SABLES? El hecho de correr en el desierto, un entorno muy diferente de los maratones habituales, más bien cerca o en el corazón de zonas muy industrializadas. Y también, como quien no quiere la cosa, la reputación de la dificultad ligada a la prueba: “Cuanto más duro, más parece que me gusta.”

 

Y para afrontar sus retos, William sabe asumir los sacrificios necesarios: “Cuando tengo un objetivo, me entreno duro para alcanzarlo.” Carrera pedestre (26-50 millas por semana, es decir de 42 a 80 km), gimnasio, y máquina de remo o home trainer cuando hace mal tiempo forman parte de su vida cotidiana. Y espera que esto dure mucho tiempo: “Espero continuar corriendo sin límite de edad. Espero lograr correr 10 MDS seguidos, y con un poco de suerte, quien sabe, ¡quizás participar en el 10o MDS PERÚ!”